Foto tomada de diariodelviajero.com

Desde hace tres años se mantiene en discusión el uso en los aeropuertos de EEUU y de Europa, por la implementación de unos escáneres corporales para el control de ingreso con los que se podía ver a la persona desnuda. La medida fue tomada luego de que un hombre introdujera explosivos en el 2009 en un aeropuerto del país norteamericano, con el fin de que el personal de seguridad pudieran ubicar objetos prohibidos escondidos en el cuerpo de cada viajero.

La vista tridimensional del cuerpo no tuvo aceptación entre los viajeros, por ser una forma de desnudar virtual e involuntariamente violando la privacidad de la persona, además existe el temor del uso posterior de las imágenes aún cuando la Administración de Seguridad en el Transporte de Estados Unidos (TSA) asegura que los ficheros de las imágenes grabadas no se guardan por mucho tiempo y son automáticamente borradas.

El escáner que utiliza una dosis baja de rayos X no eran de uso obligatorio, las personas que no deseaban someterse a la revisión de la máquina debían pasar por un cacheo completo que ocasiona retrasos en el proceso, por lo que el Congreso estadounidense ordenó que los escáneres deben ofrecer una imagen genérica menos invasiva del cuerpo, que detecte las zonas donde hay objetos sospechosos sin que el personal de seguridad vea a detalle. Hasta ahora se han implementado más de 700 aparatos nuevos en 165 aeropuertos de ese país.

Foto tomada de diariodelviajero.com
Foto tomada de diariodelviajero.com

Dejar respuesta

Por favor comente
Por favor ingrese su nombre